16 junio, 2009

"Estudiar y trabajar es sacrificado, pero vale la pena"

   Aunque tuvo poco tiempo para estudiar y descansar, nunca estuvo en sus planes renunciar a su carrera.  Su actual trabajo le ha permitido confirmar su vocación.

"En el trabajo me apoyaron para terminar la carrera, pero me pusieron una meta: 'terminar mis estudios en el tiempo establecido', y lo estoy cumpliendo", cuenta Gabriel, quien está a dos meses de egresar de Conectividad en Redes.  - ¿Dónde trabajas actualmente? - En la empresa Cable de la Costa de Quintero, en el área de Internet (ISP).  - ¿Por qué decidiste estudiar? - Siempre fue mi objetivo, creo que para tener un mejor futuro hay que estudiar y perfeccionarse.  -¿Tu trabajo se relaciona con lo que estás estudiando? 

- Si, fue uno de los motivos por el cual me cambié de trabajo. Administramos un pequeño Proveedor de Servicios de Internet o ISP. Como el enlace entre nosotros y los clientes es inalámbrico, debemos instalar nodos con antenas en lugares altos, muy parecido a las antenas de telefonía. 

- ¿Cómo reconociste tu vocación?

- Creo que cuando tenía como 10 años. Para una Navidad me regalaron un computador, el cual siempre echaba a perder y mis padres me retaban. De ahí, comencé a buscar las soluciones antes de que ellos me pillaran. Con el tiempo terminé arreglando los computadores de mis vecinos. Esa fue la primera señal de que en esta área debía trabajar, porque disfrutaba haciendo eso.                                                                                                               

- ¿Cómo fue tu proceso para decidir tu carrera?

- Largo. Por inmadurez y presión de mis padres, tomé una decisión apresurada. Entré a estudiar Electrónica en la U. Técnica Federico Santa María y terminé mal. Después estudié Informática Aplicada, no me iba mal, pero me sentía descontento. Ingeniería seguía sin gustarme, estar sentado programando me aburría. Un profesor me orientó y me di cuenta de que estaba en un error y decidí retirarme de la carrera. 

- ¿Qué opinaron tus padres?

- No les gustó para nada la idea y perdí el apoyo financiero de su parte. Para no cometer los mismos errores, me informé sobre las carreras técnicas que estuvieran en mi área de preferencia. Estudié ramo por ramo, malla por malla, hasta encontrar la que se adaptara a mis intereses y me hiciera feliz. Así encontré la que estoy terminando, Conectividad en Redes. 

- ¿Qué opinas de la educación técnica?

- Es la base de todo. Actualmente el mercado laboral requiere de muchos técnicos. La educación técnica tiene una forma de enseñar más práctica, didáctica, y eso me gustó. No fue mi primera opción porque estaba desorientado, no tenía información sobre los institutos y quizás tenía algo de prejuicio con ellos. 

- ¿Cuáles prejuicios?

- Mis viejos siempre me decían que no encontraría trabajo si estudiaba algo técnico en un instituto. Mi papá quería que fuera ingeniero, mi mamá, médico. 

- ¿Ya no hay prejuicios?

- Ninguno. Las herramientas entregadas, la metodología de aprendizaje y la infraestructura, me dejan bien conforme.

- ¿En qué consiste esta carrera?

- Entrega los conocimientos para diseñar, implementar y mantener eficientemente una red de datos para pequeñas, medianas y grandes empresas. Entre sus características, se encuentra el manejo de normas a nivel local y mundial, administrar servidores en ambiente Windows y UNIX, permite implementar políticas de seguridad, como restricciones a distintos tipos de usuarios, así como también conectar una compañía con sus respectivas sucursales o clientes remotos. Esta carrera es  dinámica, siempre hay que estar al tanto de las nuevas tecnologías.

- ¿Es complicado trabajar y estudiar al mismo tiempo?

- Si, porque generalmente tienes una larga jornada de trabajo, ir a clases y luego un largo viaje para llegar a tu casa. Entre esos horarios te tienes que hacer los espacios para estudiar. Terminaba cansadísimo el segundo semestre. Compatibilizar el escaso tiempo que tienes para estudiar, descansar y distraerte, es lo más difícil. 

- ¿Pensaste en algún momento renunciar al estudio?   

- Nunca. Estudiar y trabajar es sacrificado, pero vale la pena. Lo que me ayudó a seguir y a resistir todo este tiempo, fue el amor que le tengo a esta carrera.                                     

- ¿Qué consejos darías a los jóvenes que tienen pensado trabajar y estudiar?

- Buscar lo que les apasiona, la carrera que los mueve, eso es lo que los va a mantener en pie y podrá más que el cansancio que sientan. Ser organizado es fundamental, es muy fácil rendirse y lo he visto en mucha gente, pero les puedo asegurar que sí se puede lograr, con ganas y hábitos de estudio.

  Gabriel Orellana González Edad: 26 años Colegio Educación Media: Liceo José Cortés Brown de Viña del Mar. Carrera: Conectividad y Redes Duración: 2 años. Institución: INACAP
¿Más preguntas a Gabriel?
[email protected] yopostulo.cl

Commentarios

Deja un comentario